viernes, julio 12, 2024
spot_img

Cirugía de próstata

UNA ENFERMEDAD LLAMADA DOCTOR

Dr. Ignacio Espinosa. Médico Internista. Tels. 782 82 2 6352 y 782 888 0056.
La OMS hace un llamamiento urgente para reducir los daños causados al paciente en la atención de salud. Reza la cabeza de nota del siguiente enlace.
https://www.who.int/es/news/item/13-09-2019-who-calls-for-urgent-action-to-reduce-patient-harm-in-healthcare

En mis 50 años de ser médico me ha tocado observar una revolución tecnológica en la atención médica tanto farmacológica como quirúrgica, mucho más abundante que en los últimos 500 años. No obstante lo anterior, en realidad el 80% de los problemas médicos en general siguen resolviéndose satisfactoriamente sin las novedades en medicina, lo que significa que esos adelantos médicos científicos benefician a una mínima proporción de los enfermos con patologías poco frecuentes o muy complejas o personas con enfermedades crónicas degenerativas en las que esas novedades técnicas, la mayoría de las veces en vez de beneficiar causan serios daños en la calidad y cantidad de vida y no es coincidencia ni sorprendente verificar lo anterior con notas que especifican que la tercera causa de muerte en general son nuestros errores médicos y que por ejemplo en USA, país de “primer mundo” se reportan más de 250 mil muertes evitables anuales acaecidas en hospitales de alta tecnología, y unos 2 millones y medio en el ámbito mundial, muertes provocadas precisamente por el uso abusivo de los “avances” médicos. Paradojas del ejercicio profesional. ¿El fracaso del éxito? Éxito en cuanto se ha revolucionado la cirugía robótica, por ejemplo, y fracaso, en cuanto las muertes evitables son más frecuentes con estas tecnologías que con la propia enfermedad.

https://www.mayoclinic.org/es-es/tests-procedures/prostatectomy/about/pac-20385198

En el enlace anterior, confirmo estos datos, la mayoría de los cuales datan de hace más de 50 años y que nos enseñaban en las aulas de las escuelas de medicina y en los hospitales de aquellos tiempos, muy limitados tecnológicamente hablando, pero en los que se realizaba una medicina más humana, más de relación médico-enfermo y obviamente menos robotizada, menos burocratizada y menos mercantilizada.

Con mayor frecuencia, la prostatectomía se realiza para tratar el cáncer de próstata localizado. Puede usarse sola o combinada con radiación, quimioterapia y terapia hormonal.

La prostatectomía radical es una cirugía para extirpar toda la glándula prostática y los ganglios linfáticos circundantes para tratar a hombres que padecen cáncer de próstata localizado. Un cirujano puede realizar una prostatectomía radical mediante diferentes técnicas, entre ellas:

Prostatectomía radical asistida por robot. El cirujano hace entre cinco y seis pequeñas incisiones en la parte inferior del abdomen para extirpar la próstata. Él o ella se sienta en una consola y usa instrumentos conectados a un dispositivo mecánico asistido por computadora (robot). El dispositivo robótico permite una respuesta más precisa al movimiento de las manos del cirujano. Esto, hoy.

Prostatectomía radical abierta. El cirujano suele hacer una incisión en la parte inferior del abdomen para extirpar la próstata. Esto, desde antes.

Con menos frecuencia, se puede recomendar la prostatectomía simple para hombres que presenten síntomas urinarios graves y glándulas prostáticas muy agrandadas. Las glándulas prostáticas agrandadas se conocen como hiperplasia benigna de próstata (HBP). La prostatectomía simple suele realizarse como un procedimiento mínimamente invasivo con asistencia robótica. No se realiza a menudo como un procedimiento abierto.

La prostatectomía simple para tratar la hiperplasia benigna de la próstata no siempre implica extirpar toda la próstata, como en la prostatectomía radical. A través de este procedimiento, se extrae solo la parte de la próstata que bloquea el flujo de orina. La cirugía alivia los síntomas urinarios y las complicaciones que derivan del flujo de orina bloqueado, entre ellas:

  • Necesidad frecuente y urgente de orinar
  • Dificultad para comenzar a orinar
  • Orina lenta (prolongada)
  • Mayor frecuencia de micción por la noche
  • Detenerse y comenzar a orinar nuevamente
  • Sensación de no poder vaciar completamente la vejiga por retención urinaria mayor al 50% de orina residual, después de una micción.
  • Infecciones urinarias
  • Imposibilidad de orinar

En la mayoría de los casos, los urólogos de Mayo Clinic utilizan técnicas endoscópicas de avanzada para abordar estos síntomas sin realizar incisiones.

Riesgos de la prostatectomía radical

Además de los riesgos asociados a cualquier cirugía, los riesgos de una prostatectomía radical comprenden los siguientes:

  • Sangrado
  • Infección de las vías urinarias
  • Incontinencia urinaria
  • Disfunción eréctil (impotencia)
  • Estrechamiento de la uretra o del cuello de la vejiga
  • Formación de quistes que contienen linfa (linfocele)

En la Clínica Mayo se hacen más cirugías robóticas que en cualquier otro lugar del mundo. Además, el enfoque multidisciplinario de Mayo asegura las tasas más bajas de complicaciones y brinda los mejores resultados posibles para las personas que se hacen esta cirugía.

Riesgos de la prostatectomía simple

Si bien la prostatectomía simple es eficaz para aliviar los síntomas urinarios, presenta un mayor riesgo de complicaciones y un mayor tiempo de recuperación que otros procedimientos para tratar el agrandamiento de próstata. Entre los riesgos de la prostatectomía simple se pueden mencionar:

Sangrado. Infección de las vías urinarias. Incontinencia urinaria. Orgasmo seco. Disfunción eréctil (impotencia). Estrechamiento (constricción) de la uretra o del cuello de la vejiga.

Y lo que no mencionan en este enlace de la Clínica Mayo es que muchos de los pacientes operados con la prostatectomia simple por vía uretral y robotizada, es que a los dos tres o cinco años, la próstata vuelve a crecer ya que no se extirpa por completo todo el tejido prostático, siendo necesario un nuevo sondeo vesical por obstrucción y hasta reintervenciones quirúrgicas.

Más claro, las reintervenciones quirúrgicas son más frecuentes con la moderna tecnología robotizada, que la cirugía total a la “antigüita”. Lo digo porque me consta. En el momento de escribir este tema tengo frente a mí a un paciente que hace dos años lo operaron con robot por la uretra, y el ultrasonido reporta un crecimiento prostático máximo,  grado IV, de cuatro etapas. Y otro hace una semana, quien fue operado hace 10 años con extirpación total abdominal, también con crecimiento grado IV, máximo. Ambos pacientes con síntomas leves de retención urinaria, QUE NO TENÍAN ANTES DE LAS INTERVENCIONES QUIRÚRGICAS, con riesgo de necesitar reintervención. En otras palabras: Están “pior” que antes de la cirugía. Esto me dijeron ellos.

Lo digo porque me consta y para que lo sepan, no para que me crean.

Correo: dockiskesabe@msn.com

Página: www.kiskesabe.com

La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es prueba-1024x51.png
WhatsApp: SDR La Opinión Recargado
Instagram: Laopinionpr 
Twitter – @laopinionpr
Facebook – @LaOpiniónPozaRica
Youtube – La Opinión Poza Rica
¿Reporte y denuncia?
Si cuentas con imágenes o video que exhiban maltrato, abuso de autoridad, corrupción o cualquier acción inhumana. ¡Por favor, háznoslo saber!
– WhatsApp: (782) 219-94-02 <<< ¡clíck aquí!
– Por e-mail: denuncias@laopinion.net <<< ¡clíck aquí!

La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es ANUNCIO-BANNER-1-1024x200.jpg
La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es QUEJAS-1024x230.jpg
NOTICIAS RELACIONADAS

Síndrome de Guillain-Barré

Dr. Ignacio Espinosa. Médico Internista. Tels. 782 82 263 52 y 782 888 0056.   https://medlineplus.gov/spanish/ency/article/000684.htm. sindrome de Guillain Barré   En las últimas semanas, en Tlaxcala  ha...

Cuidado por el colesterol bajo

Dr. Ignacio Espinosa. Médico Internista. Tels. 782 82 263 52 y 782 888 0056.   Mucha especulación comercial se vive con las cifras de colesterol. Negocio...

Adultos intoxicados

YATROGENIA Por Doc Kiskesabe Dr. Ignacio Espinosa. Médico Internista. Tels. 782 8226352 y 7828880056. De lo poco que leo publicado por otros colegas médicos o periodistas no...
error: Content is protected !!